Lic. Salvador Coria/ www.poderempresarial.com/ 13 de febrero de 2012.- La designación por dedazo del priísta Rodrigo Martínez Gómez Tagle como candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la diputación provocó una escalonada de inconformidades en el priísmo de distrito IX con cabecera en Uruapan.

 

No se trata de la inconformidad de alguna corriente del PRI en el estado, sino de la oposición de todas las estructuras priistas del noveno distrito hacia a la determinación de las cúpulas del tricolor en la designación antidemocrática de Rodrigo Martínez Gómez Tagle.

 

En conferencia de prensa efectuada en salón del Hotel Holiday Inn, el dirigente del transporte y ex diputado local José Trinidad Martínez Pasalagua encabezaron conclave con los presidentes de los comités municipales del PRI del noveno distrito, así como presidentes municipales emanados del PRI para rechazar la forma en que fue elegido el candidato que “abanderará” al tricolor en la próxima contienda electoral para la diputación federal.

 

El Movimiento de resistencia a la dedocracia o imposición, encabezado por José Trinidad Martínez Pasalagua, sustenta la tesis de sufragio efectivo, no imposición, del cual forman parte los comités municipales, diputados locales, alcaldes y delegados. Es decir, toda la estructura institucional y formal del PRI en el noveno distrito.

 

Los inconformes se manifestaron porque se lleve a cabo la convección de delegados para elegir al candidato y que realmente su surja de la unidad y no de la antidemocracia e imposición.

 

UNA VEZ MÁS EL PRI LO VUELVE HACER DEDOCRACIA

DEDAZO DISFRAZADO DE DEMOCRACIA

  

Entendamos el concepto de “dedocracia” es la figura que utilizan los las cúpulas de un partido para imponer a sus candidatos de manera directa a sus candidatos sin tomar en cuentas los perfiles de los aspirantes y las bases que componen a ese partido. Son nombramientos acordados entre cortinas de humo para favorecer a intereses económicos, compromisos y venta de candidaturas. Es pocas palabras dedazo es imposición disfrazada de democracia.

 

Y esto es precisamente, lo que acaba de ocurrir en la designación de candidatos del PRI a la diputación federal, bajo argumentos infundados las cúpulas del tricolor determinaron que el candidato por el noveno distrito es Rodrigo Martínez Gómez Tagle.

En esta rueda de prensa José Trinidad Martínez Pasalagua, dio nombres los principales artífices de la antidemocracia y de la imposición son: Chon Orihuela, Alfredo Anaya, Jesús Reyna, Antonio Guzmán Castañeda y aquí en Uruapan Jaime Heredia Paz (panista disfrazado de priísta) entre otros traicioneros de la bases y sobre todo acaparadores de dinero, cuotas de poder para manipular a sus candidatos.

 

Es urgente que el tricolor al interior de las cúpulas, tanto nacional como estatal reconsideren esta actitud de falta de respeto y de arrogancia política hacia las bases y seccionales. Va ser una ardua tarea para Pedro Joaquín Coldwell, para el presidente Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI y por supuesto para Antonio Guzmán Castañeda, presidente estatal quien no ha tenido una buen desempeño como político al frente del PRI estatal, pero sí lo ha tenido como un colocador de sus amigos y de quienes le digan los poderes al interior del PRI.