Lamberto HERNÁNDEZ MÉNDEZ/ URUAPAN, MICH/ MIE-23-FEB/  Un campesino falleció a consecuencia de un fuerte golpe que recibió en el cráneo cuando se dirigía a sus labores en una ranchería del municipio de Tancítaro, personal de la policía municipal lo encontró tirado en el suelo y aún con signos vitales fue llevado a un hospital donde dejó de existir cinco días después.

 

Se trata de quien en vida respondiera al nombre de Javier Godínez Castro, de 48 años de edad, quien era originario de la comunidad de Las Barrancas, municipio de San Juan Nuevo y vecino de la ranchería de El Encino, en la municipalidad de Tancítaro.

De acuerdo a la versión de una hija de la víctima, de nombre Ma. Guadalupe Godínez Morales, de 27 años, quien vive en la colonia Parícutin, en San Juan Nuevo, que su padre había salido a trabajar el día jueves 17 de los corrientes a eso de las siete de la mañana, por el rumbo del rancho El Fresnito, pero ya no regresó, por lo que empezaron a buscarlo.

           

Al día siguiente fue informada que elementos de la policía municipal lo habían localizado malherido y tirado en el suelo sobre la brecha en la entrada a la ranchería La Peña; presentaba un severo golpe en el cráneo, por lo que fue llevado a un hospital local y luego trasladado al hospital regional de ésta ciudad, donde dejó de existir durante los primeros minutos de este día.