Se les instruye proceso penal por evasión de presos.

 

Un presunto homicida huyó de la clínica La Magdalena.

 

Lamberto HERNÁNDEZ MÉNDEZ/ URUAPAN, MICH./ LUN-20-DIC/ Los dos policías municipales que custodiaban a un presunto homicida en la clínica La Magdalena, así como el director de la misma y una enfermera, se encuentran recluidos en el Cereso local, a disposición del juzgado tercero en materia penal, por el delito de evasión de presos.

 

Se trata de los policías Fidel Valencia Torres y Ramiro Carreón Bernabé, así como el doctor Gildardo Magaña Sandoval y la enfermera Ma. Elena Meza Maciel, a quienes se les instruye el proceso penal número 181/2010-I, en el juzgado tercero en materia penal, por evasión de reos.

 

A la mencionada clínica La Magdalena, fue llevado el reo José Luis Salmerón Talavera, de 25 años de edad, vecino de la población de Capacuaro, perteneciente al este municipio, para su atención médica debido a una lesión de bala en el cráneo; el sábado 18 del presente mes, estaba siendo custodiado por los mencionados policías mientras era atendido por el doctor y la enfermera, pero en un momento dado, ya no estaba el lesionado, se había fugado.

 

Ante ello, fueron requeridos por el Ministerio Público, puestos a disposición del juzgado tercero penal, en donde ayer se les tomó su declaración preparatoria y los indiciados solicitaron la duplicidad del término constitucional.

 

El prófugo, resultó lesionado de bala la noche del pasado domingo 12 de diciembre durante la celebración de la Virgen de Guadalupe, frente a la capilla del Barrio de San Francisco, en aquella comunidad, a donde llegó borracho y con una pistola y agredió a los hermanos Francisco y Rosendo Ángel Jiménez y dio muerte a camerino García Simón, por problemas derivados de la tenencia de la tierra, por lo que incluso, años antes, ya había asesinado a Samuel Ángel Jiménez, por lo que se le instruye el proceso 436/2001, en el juzgado segundo, por homicidio.