REYNA TORRES/ INFOMANIA/ URUAPAN, MICH./ VIE-05-NOV/ Debido a los altos intereses que manejan, así como a las formas indebidas de cobro integrantes de Colonias Marginadas de Uruapan se manifestaron afuera de la tienda FAMSA del centro de la ciudad.

La medida de presión obedece a la desesperación de unas 200 personas que tienen la responsabilidad de pagar sus créditos pero de una manera adecuada a su capacidad de pago y sin el hostigamiento de los cobradores que incurren en amenazas y agresiones.

Angel II Alanís Pedraza, representante legal de la agrupación, señaló que diversas empresas que venden a crédito, abusan de las personas al llegar a los domicilios con avisos de embargo «por un solo retraso en un abono» y con una exigencia inaudita en intereses y gastos de ejecución.

El abogado reiteró que sus representados reconocen la deuda y desean pagar el crédito pero, sin los intereses exagerados ni gastos de cobranza, mucho menos con las amenazas reiteradas de los cobradores.

“Venimos a urgir una propuesta de negociación, que dejen de aumentar los intereses y que dialoguen con cada deudor para que le permitan solventar su adeudo”