Asiste Francisco Rojas Gutiérrez, coordinador de los diputados del PRI al Congreso de la Unión al funeral de la diputada federal y secretaria general, Jeny de los Reyes

 

El diputado federal y coordinador de los delegados del Comité Ejecutivo Nacional del PRI asistió al homenaje de Jeny de los Reyes en representación de la lideresa nacional, Beatriz Paredes

  

BOLETIN/ MORELIA, MICH./ LUN-16-AGO/A partir de ahora Jeny es completamente nuestra, militará a nuestro lado sin ataduras del tiempo ni del espacio. Estará con nosotros en cada momento recordándonos nuestra obligación y mostrándonos la forma en que debemos actuar siempre, como ella lo hace: con humildad y con fuerza.

 

Así lo expresó Mauricio Montoya Manzo, presidente del Comité Directivo Estatal del Partido Revolucionario Institucional durante el homenaje de cuerpo presente que la militancia priísta le rindió hoy por la mañana.

 

Consternados por la lamentable pérdida de la diputada federal Jeny de los Reyes Aguilar, de su pequeña hija Valentina y de su secretario particular, Miguel Ángel Huerta Reyna, Montoya Manzo dijo que la pérdida física de la secretaria general del Tricolor “nos duele, nos conmociona y genera un enorme vacío en nuestra vida y en nuestras filas”.

 

En presencia de su madre y hermano Bertha Aguilar Juárez y Juan de los Reyes Aguilar, así como de familiares, amigos, del diputado federal y coordinador de delegados del Comité Ejecutivo Nacional, Humberto Lepe Lepe en representación de la líder nacional Beatriz Paredes Rangel; presidentes municipales; diputados locales y federales; y, destacados cuadros priístas, quienes además realizaron diversas guardias de honor, Montoya Manzo dijo que a pesar de su corta edad esto no fue impedimento para que ella tuviera en sus manos enormes responsabilidades; sus capacidades fueron siempre más. Eso está plenamente demostrado pues alcanzó posiciones desde las que pudo modelar el presente en beneficio de muchos.

 

“De su actuar siempre nos sentimos orgullosos. Prueba de ello es que apenas el pasado 06 de los corrientes, habíamos estado con Jeny en su primer informe legislativo en un acto emotivo y diferente en el que se reunieron no solo priístas a escuchar el informe de labores de la diputada federal”.  “Fue un acto de rendición de cuentas que pintó de cuerpo entero a Jeny, en el que ella, se dio a la tarea de invitar a quienes asistimos. Nada mas cálido ni de mayor sencillez en una persona de su tamaño”.

 

Asimismo, Mauricio Montoya reiteró que nuestra secretaria general era una extraordinaria compañera de partido, comprometida, cálida, sencilla, entusiasta responsable, franca y sobre todo, con una gran calidad humana. 

 

Finalmente, el presidente del CDE externó: “Jeny esta es tu casa, en este tu espacio los priístas nos comprometemos a honrar tu memoria y trabajar conforme a tus ideales. En esta tu casa te pedimos que nos ayudes, desde dondequiera que estés”.  

 

Previo a la ceremonia de inhumación de la diputada Jeny y de su pequeña hija, se realizó una guardia de honor conformada por Francisco Rojas Gutiérrez, diputado federal y coordinador del grupo parlamentario del PRI en la Cámara de diputados del Congreso de la Unión, Mauricio Montoya Manzo, dirigente estatal del Tricolor;  María Bertha Aguilar Juárez, madre de Jeny de los Reyes, así como la diputada federal, Ana Estela Durán Rico.