LORENA BERBER/ INFOMANIA/ URUAPAN, MICH./ LUN-08-MAR/ Es lamentable que la directora de la Instancia de la Mujer abogue por la equidad de género cuando las PRESEAS entregadas fueron hechas sin el consenso entre cada sector representado; en pocas palabras, hubo dedazo.

 

Hay que recordar que el año pasado la regidora Teresa Gutiérrez Bojórquez tuvo el tino de consensuar a la reportera premiada del 2009, cuya distinción recayó en Blanca Estela Simón Ortiz, colaboradora del diario abc de Michoacán.

 

Este año, nada más por sus enaguas, Raquel Rocío Campos González, directora de la Instancia de la Mujer se montó en su macho e hizo la repartición de premios de acuerdo a su voluntad.

 

Esto generó inconformidad entre las féminas dedicadas a la comunicación porque saben que un estímulo de esta naturaleza resulta un aliciente para quienes se dedican a este noble oficio, como fuente principal de sus actividades profesionales, como fue el caso de Blanca Simón.