Lamberto HERNÁNDEZ MÉNDEZ/ URUAPAN, MICH./ LUN-01-MAR/ Tres jovencitos que, bajo los efectos de las bebidas embriagantes, se introdujeron a una casa habitación de la colonia Gandarillas, de donde se apoderaron de diversas joyas y dinero en efectivo, fueron detenidos poco después al ser reconocidos por la afectada quien durante el atraco se escondió debajo de una cama.

 

Los detenidos son los hermanos Gerardo y Enrique Guerra Reyes, de 19 y 17 años de edad, respectivamente, quienes dijeron tener su domicilio en la colonia San Pedro, así como un primo de éstos de nombre Elías Andrés López Guerra, de 19 años, quien tiene su domicilio en la colonia Francisco J. Múgica, en esta ciudad.

 

La señora Esperanza Cabrera Gutiérrez, de 33 años de edad, dijo a las autoridades que aproximadamente a las 21:00 horas, los antes mencionados se introdujeron a su domicilio ubicado en privada de Vicente Suárez número 39 de la colonia Garandillas, cuando ella se encontraba dentro del inmueble, pero que se escondió debajo de una de las camas por temor a ser agredida físicamente por los delincuentes; ahí permaneció mientras se cometía el hurto.

 

Cuando los ladrones huyeron, salió a lugar seguro y se percató que le robaron un teléfono celular, joyas con un valor de más de 15 mil pesos, así como la cantidad de cinco mil pesos en efectivo.

 

Los tres presuntos delincuentes fueron localizados frente al número 114 de la calle Mariano Jiménez de la colonia San Pedro, por lo que fueron detenidos por la policía y puestos a disposición del Ministerio Público.