Existe hermetismo de la corporación; se ignora si la anterior ya fue liberada.

 

Lamberto HERNÁNDEZ MÉNDEZ/ URUAPAN, MICH./ JUE-04-ENE/ Una mujer, elemento de la policía municipal femenil, fue privada de su libertad la tarde noche de ayer cuando a bordo de su automóvil, se dirigía de su domicilio a la corporación policiaca a laborar; la institución ha guardado hermetismo al respecto al igual que en el anterior caso registrado la semana pasada cuando dos mujeres policías fueron sometidas y llevadas a la fuerza por sujetos armados no identificados, frente a la clínica del Issste, una de ellas liberada poco después y de la otra, se desconoce su suerte.

 

Fuentes extraoficiales señalan que la policía Ma. de Lourdes García Rodríguez, quien vive en la colonia San Juan Evangelista, por el rumbo de la ESFU número 3, se dirigía a laborar a la corporación a bordo de un automóvil, a eso de las 18:45 horas y a la altura de la calle Lázaro Cárdenas de la colonia Casa del Niño, fue interceptada por sujetos no identificados.

 

Al parecer se trata de la misma persona que con su compañera Liliana Barragán, habían sido privadas de su libertad el pasado miércoles 27 de enero cuando a eso de las 14:15 horas, arribaban a bordo de la patrulla 094 a la clínica del Issste, en la calle Estocolmo; dos horas después Ma. de Lourdes fue dejada en libertad en las inmediaciones de la presa de Matanguarán, sobre la carretera libre a Lombardía.

 

Ninguna autoridad ha dado detalles al respecto, se desconoce la suerte que ha corrido Liliana y los detalles de la captura de Ma. de Lourdes.